lunes, 21 de diciembre de 2009

Extraños Especímenes 4.0: Adrian Monk



Hoy me encargo yo de esta sección por una razón: en una lista de extraños especímenes no podía quedarse fuera, de ninguna manera, uno de los mejores personajes televisivos que recuerdo: Adrian Monk, protagonista de la serie que lleva su apellido y que finalizó su octava y última temporada este otoño. ¿Las razones? Podemos clasificarlas en dos grupos:
  1. Pogonofobia, apifobia, gefirofobia, courofobia, alectorofobia, tocofobia, pedofobia, ataxofobia, cinofobia, amaxofobia, claustrofobia, pnigofobia, tremofobia, pteromeranofobia, bufonofobia, leprofobia, keraunofobia, aracnofobia... y así hasta un total de 312 fobias, entre las que destacan su fobia a gérmenes, agujas, leche, muerte, serpientes, hongos, altura, gentíos y ascensores (según una lista hecha por él). Creo que no es preciso mencionar su trastorno obsesivo-compulsivo.
  2. En materia de premios: 3 Emmy más una nominación sólo al actor (en total son siete Emmy más nueve nominaciones); 2 Premios del Sindicato de actores y tres nominaciones, también todos a mejor actor de comedia; un Globo de Oro más 4 nominaciones, que son seis si tenemos en cuenta no sólo los de actor de comedia.
Ya podéis intuir que Tony Shalhoub, el actor que interpreta al personaje, es para mondarse. Así que hagamos la tradicional ficha que suele aplicar Andrea a este personaje:


Nombre:
Adrian Monk.

Hábitat:
Un no suficientemente impecable San Francisco.

Trabajo:
Detective privado brillantísimo, ayuda a la policía en muchos casos. Es un ex-policía que tuvo que ser suspendido tras el asesinato sin resolver (SPOILER: hasta el último capítulo FIN DEL SPOILER) de su esposa Trudy.

Hechos míticos:
Su gran variedad de fobias da lugar a una extensa lista de sucesos cómicos; algunos de ellos se pueden vislumbrar en la intro (la música, además, es magnífica, aunque ahí se oye algo mal), como el de la vez que fue a dar una charla a una clase y se volvió loco porque los niños le apuntaban con punteros láser de esos del puntito rojo.

Recuerdo una ocasión en la que resolvió un crimen porque reconoció una piedra: era una de las que veía desde la consulta de su psicólogo, en un estanque.


Como podéis ver, sus trajes y camisas son siempre iguales, e impolutos. Llega hasta tal punto la exactitud que hasta compra las camisas de la misma revisora. De ahí que en una ocasión viese una puntada mal hecha en su camisa y se diese cuenta de que algo le pasaba a la revisora.

El agua que usa la tira a la basura (¡en bolsas!). Es una de las razones por las que los basureros están un poco mucho hasta las narices de él.

No puede tocar nada con la mano, y si lo hace, allí está su ayudante con una toallita. De hecho, en una ocasión saludó a una persona de raza negra, y tras limpiarse con su toallita prefirió quedar como un racista antes que aceptar su trastorno, algo que creo que nunca llega a hacer.

También acostumbra a tocar ciertas cosas como veis en la imagen superior. Por ejemplo, suele hacerlo con las farolas cuando va paseando. En una ocasión, mientras daba uno de esos paseos, se saltó una farola y se dio cuenta tras tocar la siguiente. Tuvo que dar vuelta a tocar la que le faltaba, pero no se percató de que ya había tocado la siguiente hasta demasiado tarde, así que la había tocado dos veces. Él y su ayudante tuvieron que dar la vuelta para poder tocar todas las farolas una segunda vez.

Cuando, en un episodio, trató de hacer un examen test para reingresar en el cuerpo, suspendió pese a saber todas las preguntas porque no fue capaz de pintar con perfección el cuadrado de la respuesta correcta (además de tener el lápiz perfectamente afilado etc etc).


Y, en fin, una innumerable cantidad de sucesos que podéis disfrutar viendo simplemente uno de los capítulos de una de las mejores comedias de lo que llevamos de siglo.

7 comentarios:

  1. Fantasmas, ¿pero esta no era la sección de Andrea?
    Eso sí, estoy de acuerdo contigo. Monk es una serie divertidísima. Y el actor lo hace genial.
    Si alguien merece un lugar en esta sección, ese es sin duda Monk, todo el es extraño.

    ResponderEliminar
  2. Sí, era la sección de Andrea, pero a ella se le echó el tiempo encima y además no ve Monk. Y yo no estaba dispuesto a que Monk no apareciese en la sección xDD.

    Es genial. Genial. Cuando busco alguna cosa perdida en casa intento imitarle, a ver si surte efecto, y hago lo de mirar entre mis dedos moviendo las manos y eso xD.

    ResponderEliminar
  3. Fantasmas, has dado en el clavo.
    1. Monk es genial, así a secas. Monk es genial.
    2. Esta serie me ayudó a sentar la base del oficio detectivezco (¡ooooh!) y me entretuvo mucho.
    3. Comparto algunas de las fobias de mi querido Adrian, pero lamentablemente no poseo esa capacidad de ver todo al más mínimo detalle y ser tan observador. Tengo una poco sana obsesión con los manteles de la mesa, porque no soporto verlos arrugados, y soy un maniático por las cosas simétricas.
    5. Monk me hace recordar a Poirot, con el método de Holmes, y bueno, creo que con las pocas luces de Padre Brown. Aunque claro, creo que tiene más cosas de Hércules Poirot, por lo de los trajes impolutos, la búsqueda de la simetría, y todas esas cosas.
    6. Recuerdo ese episodio... y al final logró vencer el miedo al astronauta. Eso sí, fue una jugada muy poco inteligente insinuar tan abiertamente que él sabía que el astronauta lo había hecho. Huy, ¿eso es un scoiler? También recuerdo el de Monk yendo a la reunión universitaria, deshielando el congelador... ¡El capitán frío! XDD O el del raspón en el auto, y luego la excepcional escena del rescate en lancha. Cuando se agarra a una tabla de excusado como salvavidas, y allí mismo, en el agua, comienza a lavarse las manos; la vuelve a tocar para no hundirse, y se vuelve a lavar.

    ResponderEliminar
  4. La verdad, es que no se me echó el tiempo encima... Es que no me apetecía escribir, y ya que estás...xD

    Y el personaje es muy gracioso, por lo que parece, pero nunca había oído hablar de la serie, ni si quiera se de qué época es, ni nada, pero habrá que verla..xD Unas cuantas ( muchas) de sus fobias, no sé ni a que miedo se refiere. Y lo de suspender por no pintar correctamente el cuadrado...eso es mucho...xDD

    ResponderEliminar
  5. Sí, Nicolás, recuerdo el episodio de la lancha xDDDD (los otros también, pero no tanto, porque la escena que dices es genial xD).

    Y hablando de Holmes y de Monk: LEland STottlemeyer y RAndy DEacon (luego se cambió por Disher) forman Lestrade con las dos primeras letras de cada palabra xD.

    Todos tenemos fobias y manías raras xD ahora mismo no se me ocurre ninguna mía, pero seguro que hay, seguro.

    Andrea: bueno, pues retiro lo de que se te echó el tiempo encima... La serie es de ahora, el último episodio de la serie lo emitieron hace un mes. Lo echan a veces en la gallega, pero ya de madrugada; y en Calle 13 también lo echan, a mejores horas.

    Yo tampoco sé a qué se refieren muchas fobias, lo pone en la wiki si le das al personaje, pero ya no me acuerdo xDD. Eso sí, recuerdo que pedofobia no era lo que estáis pensando...

    ResponderEliminar
  6. Sí, todo el mundo tenemos nuestras fobias y nuestras manías.
    Yo le tengo fobia a los insectos en general, y a las arañas en particular. Y las serpientes también.

    Nicolás, si creo que Monk y Poirot tenían algunas fobias en común. Hercules Poiroit era extremedamente meticuloso y pulcro. Llegaba al extremo de querer que las gallinas pusieran los huevos cuadrados. Era un fanático de la simetría y el orden. En un caso, lo resuelve porque en la escena del crimén ordena los objetos de la chimenea dos veces, y claro, si ya los había ordenado una vez, ¿porque los ordenos otra vez? Aqsí descubrió la prueba incriminatoria.

    ResponderEliminar
  7. Dicen que todos llevamos un niño dentro: yo digo que todos llevamos un Monk dentro xDD

    Qué bueno lo de Poirot y la chimenea, realmente me puedo imaginar a Monk en esa situación. Y hablando de ordenar, recuerdo en un capítulo en que la policía entraba con una orden en una casa, y para intimidar se ponían a revolver todo, y veías a Monk por ahí doblando lo que encontraba e intentando ordenar xDDDD

    ResponderEliminar